Los hermanos, Aquiles y Jorge Sepúlveda dicen ser “legítimos” herederos del “Cerrito San Juan” y de cerca de 22 mil hectáreas de cerros de Machalí, y buscan ser reconocidos como dueños de las tierras.


Según publica El Tipógrafo, Jorge Sepúlveda, asegura ser uno de los “herederos legítimos de Abraham Rey Romero”, quien habría sido en el siglo XIX dueño de los terrenos.

Además agregan, que su abuelo habría comprado un sector aledaño en un remate público, con el que se completarían las 22 mil hectáreas. Terrenos que quisieron inscribir, pero el Conservador de Bienes Raíces, les habría negado la inscripción, por lo que decidieron iniciar acciones legales contra la institución.


“Paralelamente a esa acción legal, Jorge Sepúlveda asegura que también han realizado acciones contra la Municipalidad de Machalí, particularmente por el uso del cerro San Juan, sector que, asegura, sería de propiedad de ellos. La acción intentaría explicar los recursos que ha generado el municipio a lo largo de los años, gracias al arriendo del espacio para diversas actividades y para particulares”, consigna el medio regional.